11 de abril de 2014

Técnica fotográfica. Enfocar. Consideraciones generales

Fecha última modificación:11/04/2014
Fecha creación: 28/01/2012
Versión: 3.0

NIVEL:      
Iniciación - Bajo - Medio - Alto – Avanzado

DOCUMENTOS RELACIONADOS

He publicado varios documentos relativos al proceso del enfoque, la mayoría orientados para el Photoshop (PS) CS3 y CS6. Se puede acceder a ellos a través de su índice con el enlace siguiente:



Introducción

Si observamos la imagen izquierda de la figura 1, podemos ver el efecto del desenfoque producido por el uso de una velocidad baja. Pero, con algoritmos de enfoque adecuados, el resultado puede mejorarse y conseguir la imagen derecha de la misma figura, a pesar de partir de un original trepidado. 
El enfoque contribuye a aumentar la sensación de nitidez aunque hay otros parámetros que igualmente pueden influir. Por ejemplo, un grano muy perfilado -incluso con una imagen desenfocada- también favorece esa misma impresión.

En la figura 2 se muestra un fragmento de una imagen de un archivo RAW al que hemos aplicado previamente un pequeño enfoque durante su revelado en Adobe Camera Raw (ACR). En ella se observa claramente como la transición entre el azul del cielo y el negro de las ramas no es nítida, sino que se han creado varias tonalidades intermedias.

Además, se aprecian unas luminosidades más claras que las del propio fondo bordeando los contornos que, dependiendo del tamaño de salida o la proximidad en su observación, pueden aumentar la sensación de nitidez o, al contrario, evidenciar el molesto efecto de los halos.
 Definición de enfoque

Enfocar durante la toma es un proceso mecánico que se basa en adecuar la distancia de enfoque en el objetivo para que el sujeto a fotografiar quede lo más nítido posible.

En realidad sólo hay un plano realmente enfocado (plano focal), el resto está fuera de foco. Pero, aunque ópticamente no lo es, debido a como nuestros ojos y cerebro tratan una imagen nos parece que existen muchos más planos con enfoque, y son aquellos que en la toma caían dentro de la profundidad de campo.

El momento de la toma es el único donde existe un control real del enfoque, por ello debe ser preciso para evitar capturar imágenes con pocas posibilidades de corrección posterior.

Sobre un archivo de una imagen digital ya registrada, el enfoque consiste en modificar las luminosidades selectivamente de algunos píxeles, de forma que aumente la sensación de nitidez por el incremento del contraste principalmente sobre los contornos, efecto asimilable a la acutancia de la fotografía analógica.

En las figuras 3 a 5 se muestran las imágenes obtenidas aplicando únicamente el proceso simple y directo de la Máscara de enfoque de PS con diferentes parámetros. A partir de ellas es difícil deducir objetivamente cuál es el mejor resultado, aunque en la última se aprecia claramente la aparición de un feo granulado sobre el cielo. En la figura 6 se ha utilizado un método distinto, y en este caso se ha afectado además a la saturación de los colores resultante.

Llegados a  este punto aún no podemos establecer ningún parámetro objetivo, aunque si inferir que... ¡El grado de enfoque será subjetivo e influirá en gran medida nuestro gusto personal!

La necesidad de enfocar

Inicialmente nos puede parecer que enfocando una imagen siempre mejorará y que será, por tanto, un proceso deseable y conveniente. Sin embargo no es así, al contrario, podemos empeorarla y conviene evaluar si el uso al que se destina, la resolución disponible o el tamaño de salida requerirán dicho tratamiento.

Asimismo, también tendremos que resolver previamente las cuestiones de ¿Cuánto y dónde se debe aplicar el enfoque?

Y vigilar durante su aplicación, que no se produzcan efectos adversos como lo son:,

1.
Las variaciones excesivas de color, saturación y luminosidad
2.
El aumento del ruido o grano
3.
La aparición de halos o artefactos indeseados

Por todo ello, la consecución del punto óptimo de enfoque -si objetivamente existe y es posible alcanzarlo- requiere de cierta experiencia ya que es tan fácil pasarse como no llegar. Además, como la apreciación de los resultados no está exenta de la subjetividad de los autores no es tan obvio establecer un patrón de aplicación general.

El enfoque y el tamaño del píxel

Las dimensiones finales del píxel, para la proyección, publicación, impresión..., son uno de los factores relevantes en la decisión sobre el enfoque, tanto por su necesidad como por el grado a aplicar.

De hecho, tamaño de salida y cantidad van tan ligados que no es posible pensar que una imagen ya enfocada pueda adaptarse posteriormente a cualquier dimensión añadiéndole o restándole enfoque. Ello conlleva un ajuste más específico y requerimientos mayores en cuanto a volumen de almacenamiento.

A título orientativo, se facilitan en la tabla siguiente algunos datos sobre el enfoque considerando varios formatos de salida a partir de un determinado tamaño de archivo.

TAMAÑO ORIGINAL
TAMAÑO SALIDA
DESTINO
Enfoque
Observaciones





CANON 5D
Mark II
21 Mpx

5.616 x 3.744
Pixels
Impresión a 160 dpi
150x100 cm
Copia en papel para exposición
Enfoque muy alto
Se requiere un enfoque muy elevado y una interpolación previa para obtener los píxeles necesarios




Impresión a 160 dpi
89,1x59,4 cm
Copia en papel para exposición
Enfoque alto
Es necesario un enfoque elevado para la observación a una distancia adecuada




Impresión a 360 dpi
39,6x26,4 cm
Copia en papel para exposición, porfolio, marco
Enfoque medio
Basta con un enfoque medio por la reducción de la imagen




Impresión a 1.440 dpi
9,9x6,6 cm
Copia en papel para marco, álbum
Enfoque bajo o sin enfoque
El desenfoque original queda muy compensado por la elevada compresión de la imagen




Hasta 1200 píxeles horizontal
WEB, pantalla, móvil
Enfoque muy bajo o sin enfoque
Un algoritmo de reducción de píxeles correcto ya aplica un cierto enfoque





En general, cuanto menor sea el área del píxel en la salida menores lo serán también sus requisitos de enfoque ya que, por ejemplo, al comprimir más los bordes de una zona de transición suave se agolparán las tonalidades y aumentará por tanto nuestra sensación de nitidez.

Resumiendo, para un mismo tamaño de impresión, si el archivo contiene más píxeles y los conservamos menor deberá ser el enfoque. Y, análogamente, los mismos píxeles de archivo impresos sobre una dimensión más grande requieren un enfoque mayor.

Consejos para la aplicación del enfoque

Es importante considerar lo siguiente en la aplicación del enfoque:

1.
Es el último paso del procesado y como tal se realizar después de la edición, es decir, cuando preparamos la imagen para un dispositivo concreto de salida
2.
El enfoque digital normalmente beneficia la imagen, sin alcanzar la pretensión de corregir desenfoques excesivos. La mejoría dependerá de la calidad de la imagen capturada (resolución, ISO...), aunque eso sí, los equipos más profesionales pueden requerir menos cantidad
3.
Es recomendable reducir el ruido antes de enfocar sino éste podría verse aumentado
4.
Un archivo JPG ya incorpora un nivel de enfoque importante, mientras que en un formato RAW no se aplica ninguno. Por ello, éste último se puede enfocar ligeramente antes de su edición (es recomendable), por ejemplo en el proceso de revelado en ACR (Adobe Camera Raw).
5.
Siempre se debe realizar el enfoque en una capa independiente (copia de la original), esto facilita además reajustar el resultado con la Opacidad o cambiar el modo de fusión para evitar cambios de color o saturación
6.
Para evitar variaciones de color u aumentos de contraste excesivos, conviene utilizar enfoques selectivos (con máscaras de capa, sobre canal de luminosidad...)
7.
Un grado excesivo de enfoque puede dar lugar a la aparición o exageración del ruido (granulado digital) o de halos y artefactos indeseados, por lo que es importante limitar las zonas de afección con máscaras u algoritmos avanzados
8.
Si vamos a imprimir una imagen se deben realizar pruebas para determinar el grado de enfoque ya que el efecto se ve distinto y aumentado en la pantalla y nos puede confundir
9.
Los archivos de la imágenes editadas (de color, contraste...) no deben guardarse enfocados. Éste debe  realizarse al final y personalizarse para cada tipo de salida (presentación, impresión...)
10.
Nunca debemos reenfocar una imagen ya enfocada, ya que dicha operación es muy destructiva y degradará mucho la imagen
11.
Debemos conservar los datos del enfoque aplicado por si necesitamos recuperar esa información, es decir, hay que crear un archivo de enfoque u otro método para guardarlos

Pre-visualizar el enfoque resultante

Muchas veces, por no decir siempre, valoramos el resultado del enfoque en la pantalla sin considerar el factor de zoom o, en el mejor de los casos, con el mismo al 100%. Dicha visión no coincidirá normalmente con el tamaño de salida (o de impresión) y nuestra apreciación no será totalmente válida.

Para aproximarnos lo más posible al resultado debería visionarse con el mismo tamaño real de salida, es decir, un centímetro físico sobre la pantalla debería medir el mismo centímetro al imprimir.

Pero esto tampoco es perfecto, ya que la impresora y la pantalla usarán normalmente un número de puntos distintos en dicho centímetro y distintos algoritmos de interpolación para encajarlos. Además, si hemos adaptado el tamaño y la resolución de la imagen a un múltiplo del dispositivo de salida difícilmente lo será también de la pantalla.

Resumiendo, no es posible o es muy difícil hacerse una idea real en la pantalla del efecto del enfoque final que quedará, máxime si el dispositivo de salida es la impresora. Ello nos aboca necesariamente a realizar pruebas más o menos tediosas.

Conclusiones

De lo visto hasta el momento podemos concluir que el enfoque no siempre es necesario y su grado depende del tamaño real del píxel finalmente resultante.

Pero, como influye también el gusto subjetivo no podemos establecer reglas de aplicación definitivas y generales.

© Jorge Lidiano.
Todos los derechos reservados sobre los textos e imágenes del presente documento, sólo podrán ser utilizados con la autorización expresa de su autor

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Te agradezco de antemano tus comentarios. Si requieren una respuesta por mi parte y la conozco, la publicaré lo antes que pueda en esta misma entrada.